Hábitat 13

más sal

1
lee en la
sal insomne la
sal
perdida

2
salador de la
sal la
sal
insomne la sal
perdida

3
viene de una
palabra
sal
de una palabra
sola

4
va a naufragar al
mar de la
sal va a naufragar al
mar de la
luz de su
estrella la sal la
luz

5
va a naufragar al
mar de la
luz de su
estrella


Nota al pie

1
para quién
será entonces el
denso
gospel de las

sirenas que hacen arder la
niebla entre las
luces
enfermas
de los clubes


2
si es que cantan permanecen en
canto
haya o no haya quien

haya
o no haya
naufragantes
falaces
disfrazados de
nadie


Hotel Pavón

Pánico en el Hotel Pavón. Parece que la filósofa del cuarto 13 bis volvió a descubrir la pólvora barata; y el sábado manso, que se venía tejiendo detrás del sábado, se convirtió en la hostia consagrada de los alaridos.

La policía ya cruzó patrulleros en las dos esquinas.

Nosotros, que alcanzamos a bajar con el paquete, como quien no quiere la cosa, nos vamos a perder por San Telmo.


Rampante

desde ayer desde ese ayer que resultó ser
siempre la
prometida su

prometida su
promesante

viene en la luz que
viene

y viene

viene
quemando viene en la
luz
del tren que hará estrellas

la sal del
sueño la sal de  cada
sueño


Hora

es así que
ahora -era
hora- empezamos
a levantar
los muertos
propios

y ajenos todos
son -era hora-
propios

llueve

da igual -era hora- si
llueve


Calle 3

ni la
casa ni el
rostro
tallado en el
árbol ni el
árbol ni el
olor de la
luz de la calle a esta
hora ni
rastros


menguante

mengua con la luna
-dicho así  porque
viste
de pronto en la
calle a la
luna
menguante-

mengua entonces -decís-
el dolor -decís- con la
luna

mengua
lo que sea que
digas
que mengua con la luna


víspera

más whisky más y
más

víspera

el pájaro del amanecer


y no amanece


pájaros

las ropas del que
soy asustan a los
pájaros

(del camino de
trébol
que bordea
las vías)


la madreselva

se cae de
agua

la madreselva

porque llovía
recién
la tarde
entera

la madreselva


Converso

me convertiré en pájaro y volaré hacia el jardín de mi madre (una canción que existe)


y ella
que ama
a los
pájaros

-ella
que con ellos
divide
su vino del
verano-

y ella
con todo
y amar a los
pájaros

ella
espantaba a este pájaro
que seré
recién
venido a su
rosal su
tarde


Árbol

busca un rostro en un
árbol un árbol
busca busca el
árbol del
rostro
tallado

en la lluvia los
árboles sin rostro los
rostros no tallados
en árboles

en la lluvia
los rostros los
árboles
sin rostro


Estribillista

en la mitad metronómica del pianissimo

salió brillando
sesgada
blanca y
violeta cantó
la ensimismada cantó

la violeta la blanca la
gris
colgada de la voz
gris de
alondra solapada en la
voz detrás de su
voz

la embebida la
alondra
cantó:

los asesinos los
hijos
de los asesinos los
nietos
de los
asesinos y cómo
no los
asesinos de los
asesinos